La Federación Española de Transporte Discrecional y Mercancías (Fetransa), junto con la Sectorial del Transporte de la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA), ha presentado una enmienda ante el Senado y las Comisiones con competencia en la materia, pidiendo que se eleve el límite hasta 200.000 euros para agocerse al régimen fistal de módulos.

El proyecto de ley de reforma fiscal fija este límite en 75.000 euros. Sin embargo, Fetransa considera que esto “supondría que la práctica totalidad de transportistas autónomos que hoy en día tributan por el régimen fiscal de módulos tendrían que tributar en estimación directa a partir del 1 de enero de 2016”

 Fetransa:

 De no modificarse el texto de la reforma se producirá un efecto devastador sobre los transportistas autónomos, poniendo en serio peligro su supervivencia empresarial, lo que conllevará a un perjuicio económico de 15.000 euros anuales de media por cada autónomo.

La Federación alerta de que los gastos de explotación de un camión son mucho mayores que el límite de 75.000, superando los 133.00o euros, datos recogidos en el último Observatorio de Costes publicado por el Ministerio de Fomento.

“También conviene señalar-aclara el comunicado- que con esta medida existe un importante riesgo de generar mayor economía sumergida y competencia desleal. Nos conducirá nuevamente a comienzos de los año 90 cuando se instauró este régimen fiscal de módulos, siendo una de sus principales finalidades la de erradicar la economía sumergida”.